|
Buscador Qué Veo En
|

Cobra Kai

Deconstruir cera

Ver en:

Ver en Netflix

90
Escrito por Carlos M. Mira
el 09 de septiembre del 2020

De qué va

Separado, semi-alcoholizado y con un hijo adolescente problemático que no le quiere ni ver, la antigua gloria juvenil del kárate ochentero Johnny Lawrence malvive haciendo chapuzas en mansiones de ricas divorciadas y atormentado por los recuerdos de su derrota ante Daniel LaRusso, que se ha convertido en un exitoso vendedor de coches en tierras californianas. Una buena tarde, comprando alcohol, le toca defender a un joven vecino de origen latino de unos bullies de su instituto, y se le enciende la bombilla: ha llegado la hora de revivir Cobra Kai (el “Dojo” de kárate en el que aprendió bajo la batuta del pérfido sensei John Kreese) y ayudar a toda una generación de “nerds” a defenderse bajo el antiguo lema con el que aprendió todo lo que sabe: "Golpea primero, golpea fuerte y no muestres piedad". Al mismo tiempo, y tras un par de encontronazos con su antiguo rival, LaRusso siente el gusanillo de volver al kárate y devolverle sus honorables principios frente a Cobra Kai. El mismísimo hijo de Johnny será su alumno, preparando los cimientos de una tragedia griega (o shakesperiana) resultante de trasladar a la generación posmilénica las tóxicas fantasías morales de la anarcocapitalista América de Ronald Reagan.

Nombres propios

“Lo mejor de los ochenta fue el basket, todo lo demás fue un auténtico desastre”, rapeaba el sevillano Tote King en su tema “NBA”. Aunque parezca mentira, buena parte de la existencia de este viaje en el tiempo para torpedear la línea de flotación del entretenimiento oficialista USA de los ochenta se debe a la exitosa sitcom “Como conocí a vuestra madre”, en la que uno de sus personajes, Barney Stinson, aseguraba que el antagonista de "Karate Kid" ,Johnny Lawrence, era realmente el “bueno” de la película. En la serie incluso aparecían en varios capítulos los actores Ralph Macchio y, sobre todo, William Zabka, también protagonistas de “Cobra Kai”, en la que Zabka está realmente memorable. Los creadores de este brillante tinglado son Jon Hurwitz y Hayden Schlossberg, conocidos por escribir (y, en el caso de la segunda parte, también dirigir) la divertidísima trilogía “Dos colgaos muy fumaos”, que ya jugaba bastante con las referencias 80s y en la que era habitual ver aparecer recurrentemente a Neil Patrick Harris (intérprete de Barney Stinson, para cerrar el círculo). Son también responsables de “American Pie: El reencuentro”, otra acertada reflexión sobre la huella que deja el paso del tiempo. Entre los directores invitados a la fiesta podemos destacar a Steve Pink, que ya desmitificó lo suyo la fiebre nostálgica ochentera con la estupenda “Jacuzzi al pasado”.

Te gustará si te gusta

  • Indagar en las vidas posteriores de todos esos villanos que mordieron el polvo en las películas de competición ochenteras, desde la saga “Karate Kid” hasta obras maestras del subgénero como “Contacto sangriento” o “Kickboxer”. En “Creed 2” supimos de Iván Drago pero…¿Qué fue de Tong Po o Chong Li?
  • Si alguna vez has pensado en armarte de valor y repasar “Karate Kimura”, la saga exploitation italiana de “Karate Kid” que llegó a contar hasta con seis entregas.
  • La Teen Movie de instituto/universidad (a ser posible, californiano) y bandos enfrentados: “La revancha de los novatos” bañada en la tragedia shakesperiana solucionada a hostias de “Romeo debe morir”.
  • Volver a las formas de un mainstream mitificado pero con demasiados cadáveres debajo de la alfombra, ya sea reivindicando en pos de la nostalgia (“Super 8”, “Stranger Things”) o cuestionando con ingentes cantidades de mala leche (“Jacuzzi al pasado”, “La cabaña en el bosque”, “Drive”).

En un tuit

Trailer

Año de producción 2018 Duración 30m País de producción Estados Unidos Géneros Acción, Comedia